30 nov. 2012

Yo no soy un trocito de mentira ...


“Yo no soy un trocito de mentira
sino de verdad
y por eso me quieres
o me querrás,
o de no desearla
me olvidarás.

Quizá veas en mi
atractiva verdad,
o me olvides
por no coincidir en fines,
pero, mentira no...
que eso cansa.

Mis mentiras caben
en frasquitos de esencias
pues las guardo como a las caras fragancias
en pequeños y transparentes recipientes,
contenedores de mi pútrido hedor.

Yo sólo soy
un trocito de verdad
que prefiere ser lerdo y torpe
antes que hipócritamente,
incluso a quien ame,
legar injusticias.”

27 nov. 2012

Hoy, estoy seco...


“Hoy, estoy seco,
como el seco cauce en el desierto,
como el seco poso de café en mi mesa,
como el sediento que sólo pide agua,
como el cereal recolectado,
seco, solo y seco.

Hoy estoy seco, inanimado,
quizá esperando esa chispa de humedad
que haga germinar mi duda
y limpie el poso de mi descuido
y haga circular mi sangre
erosionando los cauces secos.

Hoy estoy seco, dormitando,
quizá espero, quizá me aburro
de habitar siempre el mismo desierto,
de imaginarme siempre
la misma cara oculta de la luna
cuando a ese poso de café,
fruto de mi desidia,
contemplo con mirada acostumbrada... 

Porque la semilla no germina
y no hay agua que lave mis heridas.

Quizá siempre estuve seco
y siempre escriba
lo que desde mi cómoda sequedad
siempre brota.”

24 nov. 2012

Nunca ames a un o una poeta...



“Nunca ames a un o una poeta

te hará sentir endiosado o endiosada
se alojará en tu imaginación
haciéndote vivir la realidad
como esa ficción de la que luego
despertarás.

El impotente llanto te surgirá
como si te robara la vida
quien se la diste de corazón
por unas bellas palabras
que a la nada te conducen ahora.

Son ladrones de deseos e ilusiones
extirpadores de corazones
que sin anestesia conocida
no dudan en alejarse sonriendo
como hipócrita mercader tramposo
pues al venderte su defectuosa mercancía
te deja a tu suerte,
allí te apañes.

Te embaucan con sus rimas y asonancias
sus ritmos resuenan con los tuyos,
fragancias y esencias compartidas.

Su recuerdo es alegría y tristeza
de una vida ya inevitable
llena de amargura anunciada.

Nunca ames a un o una poeta
porque aprenderás lo que el alma
nunca debía haber conocido
ya que la convalecencia dura
hasta el nunca.”

23 nov. 2012

Ellas solas se colocan...


“Ellas solas se colocan,
su orden es el correcto,
utilizan mi mundo
desde la mirada al olfato
para escribirse ellas mismas,
usando de mis fuerzas y mi mente
y ser yo quien en ridículo
quede tras presentarla
a este mismo mundo
del que lejos de someterme,
me hundo,
y no me deja en paz
cuando me impresiona el corazón
con cualquier carencia mía
para escribirla sea como sea
desde el desasosiego.”

Quisiera ser un espíritu...


“Quisiera ser un espíritu,
un ente intangible, etéreo,
que te acompañe a todas partes
sin interferir ni molestarte,
ni que mi presencia detectes
para no afectar a tus estados
que te hacen adoptar un gesto u otro
y tras ellos saber de ti
lo que no dices.

Esa apariencia habitual
no explica nada de ti
porque quieres que nadie sepa
algo de tu ser
que con nadie
ni tendiéndote la mano
das.

Quiero ser ese espía de tu alma,
saber de ti, tu angustia íntima
extrayendo de tus expresiones
esa sabiduría truncada
porque eso
no lo puedes ocultar.”

Brota de mi...



“Brota de mi,
inconteniblemente,
la ilusión y la impotencia
en ficción de letras cosidas
con la fibras de mi corazón
intentando reflejar quién soy
en esta forma sin forma
para buscar un poco de alivio.

Busco personas permeables
para que mi ególatra afecto
descanse un poco del ajetreo
de no encontrar nunca
ni más acogida ni más despedida
que la mía misma.

Cada día, en mi espejo,
sólo veo sombras irreconocibles
reflejos sobre vidrio húmedo
del habitual hierro templado que soy
sometiéndolo en esta siderurgia poética
para convertirlo en formas derretidas
con las que depurar a este inaceptable ser
en lo que nunca es,
pero sin ellas no sería
ni persona, ni hombre, ni nada.

Todo es una ilusión que aprender,
transformado en arrogante desnudo
de quien sabe que no sabe
y, sin embargo, está.

Se que no soy distinto a nadie
y ni me igualo, ni me comparo
sólo es que siempre llevo de paseo
cogidas a mis manos,
quizá más que otros y otras,
a mi juguetones
ser y no ser.”



22 nov. 2012

Dime dónde vernos...

“Dime dónde vernos,
a qué hora saltaré de alegría
cuándo los astros se alinearán
por una vez para nosotros
y la angustia de esta agonía
se convierta en esperanza
porque nuestras manos,
nuestros brazos,
nuestras piernas...
tiemblen de emoción
y podamos llorar juntos
este maldito instante”.

Te imagino...


“Te imagino
unas veces boca abierta,
otras boca abajo,
ahora de lado pierna doblada
otras recta como muerta,
coges la almohada como amante
la empujas entre tus senos
bostezas, estiras la mano...
duermes,
tu muslo me calienta.

En movimiento frenético
tus párpados son pantallas
donde se proyectan los sueños
y hay tan poco tiempo
que a cámara rápida
pasa la película ensoñada
que tus ojos para mi son.

Escucho de vez en cuando
como gimes y hablas susurrando,
otras veces solicitas autoritaria
cualquier cosa ininteligible
moviendo una mano, alocadamente.

Tu silencio ahora es
respiración profunda...
mi aliento.”

Únete al tiempo...


“Únete al tiempo
a su constante transcurrir
al tic-tac de los relojes
a los número decadentes
a las baterías y engranajes
a las correas y cadenas
a los péndulos gigantes
a las molestos despertadores
a los ritmos sociales
a las fechas buenas y malas
...

Únete al tiempo
pero allí no está
el sol.”

20 nov. 2012

El día pasó como una nube...


“El día pasó como una nube
que dejó una cortina de lluvia,
quizá desperté tarde
y el sol dejó paso a la luna,
quizá la noche es muy oscura
y ya sin sueño
pasaré demasiado tiempo despierto,
es muy poca la poca luz que me dejas
y a tientas debo palparlo todo
temeroso por lastimarme
con cualquier esquina hogareña.

Con sol dormía
y con la luna...
como fantasma...
me temo.”

15 nov. 2012

Cuando leas ésto...


“Cuando leas ésto
ya será tarde
porque tarde es cuando se escribe
y más aún cuando se entienden
los verdaderos motivos
que ni leyendo ni escuchando
aparecerán hasta que pase el tiempo,
porque necesariamente ha de pasar
para entender lo que una vez fue presente
y al leerlo o escucharlo...
uno lo sienta ya perdido.

Si te entristece esto,
quizá seas vieja persona
por mirar atrás con la mirada del pasado
con la que uno se ha ido forjando
aunque, a veces, no lo creas
y por eso mires atrás
como queriendo entender al futuro
que con cada presente...
haces.

Si el mañana ya lo sabes
es que te falta esperanza
y te ancla a ese abismo
que te rompe la mirada.

Si desprecias estas letras,
bien haces
pues están llenas de ese pasado
que no condujo a ninguna esperanza.”


Puedes escuchar el poema desde AQUÍ

12 nov. 2012

Entre canicas y peonzas...



“Entre canicas y peonzas
y cromos mal recortados
recuerdo mi pasado
que nunca coleccioné pero admiraba
y suerte tenía si algo me compraba.

Aunque nunca la peonza dominé
mis manos las canicas acariciaron
en la espera de esos Reyes Magos
que nunca traían lo deseado.

Pocos amigos, pero intensos,
mucha imaginación sin realidad
esperando un roce, una atención,
que nunca llegaba entre tanto jaleo
y todo se disolvió en el tiempo.

Quizá ese sea mi pasado
lleno de agujeros que yo suplo
intentando que ahora no los tengan
quien un día fuí yo
y ahora, en ellos, me veo.

Suerte tengo de vivir en afinidad
de similares carencias e ilusiones
no exento de tropiezos transformados
en alicientes ánimos.

En lo más importante hay que coincidir
para hacer al futuro perdurable
entre tanta deseable apariencia
que no terminan de encajar
pues los pasados deben unirse,
si así fuera,
en la época de las canicas y peonzas,
cromos mal cortados
y Reyes Magos impresentables
ya que un momento antes
o un momento después,
por mucho que se desee,
no es apetencia aguantar a uno
ni para uno, aguantar a nadie.”

Puedes escuchar el poemas desde AQUÍ

11 nov. 2012

Si pudiera te abrazaría fuerte...



“Si pudiera te abrazaría fuerte
sacaría una sonrisa de cada momento
alzaría tu mentón a los cielos
para que todo el mundo viera
esa energía que en ti percibo.

Si pudiera, te haría la primera
y que en cada momento juntos
creyeras que los primeros son
porque los llenaría de emociones
que te harían sentir
lo especial que eres.

Porque puedo
te hago este poema
porque tu me lo trasmites
y si no lo hiciera
¿quién sería yo?

Yo descubro lo que irradias
de tus palabras te adivino
y se que necesitas alegría
quizá perdida en el pasado
pero la llevas dentro, instantánea,
y quiero sonsacártela para que el presente
sea tuyo
porque yo así
te quiero.”

10 nov. 2012

Nada me impone sentimientos...



“Nada me impone sentimientos

ni hay forma ni apariencia
que me dirija si yo no quiero.
Por muy apetitosa o estimulante
o seductora que se presente,
tan sólo me confirmará
en que ni oro ni plata
ni eróticas ficciones
pueden seducirme
porque
estás en mi.”

8 nov. 2012

Eso que mis sentidos de ti perciben...




“Eso que mis sentidos de ti perciben
incitadores de tales sensaciones 
aletargadas por este 
cobarde mundo de sentimientos 
normalizador de deseos, 
hace que se cumpla mis más íntima necesidad 
cuya espera no anuló a mis vitales apetencias 
quienes contigo jovialmente se desperezan 
en la esperanza de juntos 
permanecer.”

1 nov. 2012

Somos víctimas del pasado...


"Somos víctimas del pasado
y cuanto más tiempo pasa
lo tengo más claro.

A veces el presente
tan sólo es una rebeldía
vivido como vital enamoramiento
lleno de ilusionadas proyecciones
que nos hacen afrontar el día
con mariposas y miradas creativas
hacia toda la creación.

A menudo, suele suceder,
que uno ceda
ante las cotidianas resistencias
y al no dar vida a ese palpitante futuro
surja una profunda tristeza.

Cuando esto ocurre,
esas enseñanzas,
de sangre primero y escuela después,
emergen como únicas verdades
de ese comportamiento
sin el que la vida no es vida,
aunque, en ocasiones,
se congratulan las circunstancias
favoreciendo ese aporte de mañana
que a nuestro legado se colige
sin apenas riesgo,
oportunamente.

Somos víctimas del pasado
si ésto nos ocurre
cuando del presente
sólo aceptamos exigentes garantías,
pues mientras llega, ¡ seamos prácticos !,
así que la siempre incipiente pulsión
vuelve a quedar encadenada
y a la tristeza... ¡ El tiempo la curará !
como siempre fue...
en el pasado.”

podcast

Os presento los audios en los que he dividido un ensayo que espero os cale. Aunque está ordenado desde el último al primero, aconsejo empezar por el principio.