podcast

Os presento los audios en los que he dividido un ensayo que espero os cale. Aunque está ordenado desde el último al primero, aconsejo empezar por el principio.

19 sept. 2012

Quizá sea el destino...

"Quizá sea el destino
quien utiliza las fragancias
y no el viento
mas allá de la certeza
que todos queremos
porque lo importante
es saberse tras los prejuicios
qué hay de uno."

Todos nos escribimos...

"Todos nos escribimos
para que llegue quien nos vea
con esa mirada interna
que supera a la persona
trascendiendo lo limitado,
como traspasando por fin
el filo de una navaja
sin temer a la herida
voluntariamente infringida
y esa sangre sea vida
para ambos."

La duda conduce a la certeza...

"La duda conduce a la certeza
en aras de la seguridad anhelada
para no hacerle sufrir al corazón
que con experiencia y razón
sabe que el sentimiento hay que cuidarlo
ya que alimenta a quien lo recibe
y desgasta a quien lo da."

18 sept. 2012

Dedicado a Alejandra Morales...


“Desde ese vacío orbital
ocupado por la nada mas absoluta
que tan sólo es alterada
por el inevitable trasiego de los electrones
atraídos por su núcleo...
el átomo.

Desde esa inmensidad que nos rodea
sin la cual nada podría darse
porque lo que mas espacio ocupa
es esa nada
que alterada por ese invisible trasiego
le da nombre a la materia.

Desde esa nada tan inmensa que eres
estás en mi nada tan pequeña
para llenarme de tus vacíos
y si alguno de tus trasiegos me rozara
quedaré bendecido de por vida
por esa energía que irradias
y yo...
tanto necesito para ser...
algo.”

Mirando al suelo, cabizbaja...

“Mirando al suelo, cabizbaja,
con paso distraído y anárquico,
cabello por delante de su cara
y jugueteando con las manos,
como entrelazando los dedos...

Hinchaba los mofletes
en gesto de trascendencia,
y ante una mas que posible
colisión con un escaparate
una mano corrige su trayectoria
con la inevitable cariñosa reprimenda
de una atareada madre hacia su hija
para que se fije en dónde está
y en qué es lo que está haciendo...
como es natural.

Se me cruzó a mi paso
como regalo esta mañana
y decidí hacerle reverencia
mientras frenaba mi movimiento
ante una persona importante
porque en su pensamiento
se crea toda la fantasía
que, algún día,
le deseo haga realidad,
y me uní...
a su obnubilación.”